Aguas: profundizando la privatización y el despojo

A DEBATE

 09/03/2015 04:00

 Publicado por

 

Mañana, 10 de marzo, el pleno de la Cámara de Diputados votará el dictamen  de la Ley General de Aguas, aprobado en comisiones, y con ello se estará legalizando la posibilidad de una mayor privatización de los recursos y la infraestructura relacionada con el agua, y también el de un mayor despojo para las comunidades y la sociedad.  Lo anterior de verse enlazado directamente con la reforma energética y sus leyes secundarias  aprobada en el pasado año, que permiten expropiar sin mediaciones  las tierras que se requieran para la exploración y explotación de hidrocarburos, abriendo las puertas a la explotación de gas de esquisto o shale, que se obtiene mediante una práctica conocida como fractura hidráulica o fracking.

Esto consiste en perforar la tierra e introducir agua y químicos a presión para sacar el hidrocarburo. La adecuación de la legislación en materia de aguas se vuelve prioritaria en función de esos intereses.

Uno de los puntos en concordancia con lo anterior es el referido a lo que se denomina trasvase e incluido en el Artículo 8 como causa de “utilidad pública” (es decir para beneficio de todos) al igual de lo que establezca la ley de expropiaciones (el cuadro adjunto compara las modificaciones del artículo en materia de utilidad pública, que es base en materia de expropiaciones).  Según el Artículo 116 de la ley que se pretende aprobar, “Trasvase es la explotación, uso o aprovechamiento de las aguas nacionales trasladadas de una cuenca para ser utilizadas en una cuenca distinta con la que no haya conexión natural, que realiza la Federación, los asignatarios o los concesionarios, mediante obras de infraestructura hidráulica, para concesionarlas o para explotarlas, usarlas o aprovecharlas en un lugar distinto a la cuenca de extracción”.

Pudiendo ser directo; “El que realizan los asignatarios o concesionarios con autorización de la Comisión” o indirecto, “el que efectúa la Federación en beneficio de los concesionarios con inversión federal o con participación de inversión estatal, municipal, social o privada.

Dicho beneficio tiene lugar cuando el asignatario o concesionario explota, usa o aprovecha aguas nacionales trasvasadas previamente por la Federación”.

Especificando el Artículo 118 que se considerará trasvase el traslado de aguas nacionales que se realice entre lugares distintos dentro de la propia cuenca o acuífero, cuando por sus características o importancia deban ser ordenados y regulados por la Comisión. La adecuación de la legislación que mañana se someterá a aprobación  responden a las  prioridades planteadas desde lo energético y en detrimento de las necesidades de pueblos y comunidades.

http://www.lajornadadeoriente.com.mx/2015/03/09/aguas-profundizando-la-privatizacion-y-el-despojo/

Leave a reply

Softplug.net