Ambientalistas del PRD darán seguimiento a Ley del Agua

Ambientalistas del PRD darán seguimiento a Ley del Agua

Viernes, 23 de Marzo de 2012 20:21

Periodico Primicias

El ingeniero Danilo del Rosario deploró este jueves que persista el otorgamiento de permisos complacientes para la extracción de agregados, en perjuicio de las languidecientes corrientes fluviales y la contaminación de las aguas por las emisiones de desechos tóxicos a las corrientes superficiales y subsuperficiales; además de las sedimentaciones, resultado de la erosión.
En una declaración emitida con motivo de celebrarse hoy el Día Mundial del Agua, Del Rosario dijo esperar que la información de que el Poder Ejecutivo sometió vía el Senado el esperado el proyecto de Ley General de Agua Potable y Saneamiento, no se quede en un simple anuncio enviado a los medios de comunicación con fines propagandísticos.

Afirmó que tanto la Secretaría Nacional de Medio Ambiente y Recursos Naturales del Partido Revolucionario Dominicano, como el comando de campaña de Hipólito Mejía para el sector, que tiene bajo su coordinación, se constituirán en un observatorio del curso de esa iniciativa legislativa, hasta su aprobación y puesta en vigencia.

Al condenar que en 8 años consecutivos de gestión el gobierno peledeísta no haya sido capaz de articular una estrategia efectiva para la adecuada administración de los recursos hídricos del país, Del Rosario considera que de nada han valido las advertencias de organismos internacionales especializados, ni los compromisos asumidos por el Estado al rubricar declaraciones en cumbres especiales y en convenios y tratados de diversa índole, que buscan definir estrategias y mecanismos globales para enfrentar la crisis del agua, como efecto de los cambios climáticos y manejo irracional del recurso, problema considerado de gran importancia por sus serias implicaciones sociales y económicas y su intima relación con el potencial de desarrollo de la nación.

Analiza como el factor de causa clave a considerar es la falta de una política de aguas como punto focal de una plataforma que abarque a los demás recursos naturales asociados, que garantice un abastecimiento seguro a la población para sus usos esenciales, como su propio consumo y para la producción agrícola, sin soslayar otros usos como la hidroenergía y el turismo, principalmente. "Este elemento faltante es un problema secular cuyo abordaje ha sido postergado a través del tiempo, a diferencia de otros países de la región que le han definido como un problema estratégico vinculado incluso a la seguridad nacional", apuntó.

Advierte que en ese contexto resulta quimérica la meta establecida en la Cumbre de Río de Janeiro en 1992, que establece al 2015 como el año en que debía reducirse a la mitad la población sin acceso al agua, con relación a la fecha de ese magno evento.

Sostiene también que sin la puesta en vigencia de la referida Ley General del Agua y Saneamiento, "el país carece de un instrumento idóneo para regular el uso y manejo del recurso, en términos de las competencias institucionales, interrelaciones entre los distintos usos y los roles de los involucrados tanto públicos como privados, entre otros muchos aspectos, que son imprescindibles para asegurar la gobernabilidad del agua en un marco de sustentabilidad ambiental, social y económica".
Gran desperdicio

"Conviene recordar", puntualiza el técnico y dirigente perredeísta, que "República. Dominicana dispone de abundantes recursos hídricos, si se toma en cuenta de que se generan cerca de 20,000 millones de metros cúbicos al año como agua de escorrentía y poco mas de 2 mil 500 millones de metros cúbicos como agua subsuperficial, estimándose en unos 2 mil 600 metros cúbicos la dotación por habitante por año, lo cual supera a muchos países del continente y de otras latitudes".

Sin embargo , llama la atención sobre el hecho de que mientras se pierden grandes volúmenes de aguas fluviales que llegan al mar y las bajas eficiencias desperdician más del 70% del agua utilizada en los sistemas de riego por gravedad, vivimos una crisis permanente de disponibilidad de agua principalmente para la población de bajos ingresos, además de que el subsector de generación hidroenergética, abastece menos del 15% de la demanda energética, en un país donde la crisis de energía resulta caótica y deficitaria durante todo el año.

"Los enfoques técnicos empleados hasta el momento y la falta de información confiable", plantea Del Rosario, "dificultan la adopción de tecnologías capaces de revertir en forma significativa la situación descrita, considerando la ausencia de una debida coordinación entre las distintas instituciones que manejan el recurso para usos particulares, como agua potable, irrigación e hidroenergía. En consecuencia, es notable una falta de liderazgo y violaciones frecuentes a la legislación existente por parte de las propias instituciones, todo lo cual revela la ausencia de una voluntad política que valore la importancia del recurso como eje fundamental para el desarrollo de la nación".

Un especial punto de reflexión es la situación de las cuencas hidrográficas que, según afirma, es actualmente catastrófica por problemas de visión de las máximas autoridades ambientales del país, concentradas en los planes de reforestación casi exclusivamente, sin reconocer la importancia de la gestión integral del agua utilizando a las cuencas como los espacios más adecuados para la adopción de una serie de medidas que permitan la preservación de las áreas protegidas, la regulación de un mayor número de corrientes fluviales mediante obras de aprovechamiento o captación de agua, una sostenibilidad productiva en el manejo agropecuario de suelos de laderas, reducción efectiva del flujo de sedimentos debido a la erosión, y una lucha más efectiva contra la contaminación del agua, en un país donde la población con acceso a sistemas de saneamiento es menos de la mitad del número de habitantes.

Y relaciona que del lado de los usuarios, se requiere mejorar la gestión de la demanda del agua, pues si bien resalta su concepción que no valora al recurso agua como un ente económico en adición a su carácter vital y generador de bienes y servicios, no menos cierto es que ello es el reflejo de sus problemas de marginalidad y pobreza y de la falta de los incentivos que estimularían una participación más efectiva en la preservación de los ecosistemas que alimentan a las fuentes de agua.

Los ambientalistas del PRD concluyen su declaración afirmando que se requiere abandonar la retórica discursiva oportunista cuando se conmemoran fechas como el Día Internacional del Agua, y que las autoridades asuman sus funciones relativas a una de los compromisos fundamentales del Estado, que es asegurar el abastecimiento de agua para la población en la cantidad, calidad y oportunidad de acuerdo a sus necesidades.

http://www.primicias.com.do/index.php?option=com_content&view=article&id=16881:ambientalistas-del-prd-daran-seguimiento-a-ley-del-agua&catid=110:nacionales&Itemid=487

Leave a reply