Aumenta escasez de agua por falta de infraestructura

Aumenta escasez de agua por falta de infraestructura

El Universal, estados/ 09 Junio, 2011
Corresponsales

El rezago en la infraestructura hidráulica mantiene en alerta a las autoridades de Veracruz, Guerrero y Chiapas, donde cada año suman más las poblaciones sin agua potable.

El director de la Comisión de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento del estado de Guerrero (CAPASEG), José Humberto Gastélum Espinoza, señaló que no se avanza en este rubro porque es muy elevado el costo de captar el agua en su estado natural y trasladarla a todas las poblaciones, “no hay presupuesto que alcance”.

En este sentido, la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Acapulco (Capama) reveló que hace 20 años se distribuían 3 mil litros por segundo de agua para 600 mil habitantes, donde las tuberías eran nuevas y se tenían menos pérdidas. En la actualidad se sigue distribuyendo la misma cantidad para un millón de habitantes y las malas condiciones en que se encuentran las tuberías ocasionan que se desperdicie 30 % del líquido.

El coordinador operativo de la Capama, Baldomero Díaz Corbala, reiteró la urgencia de llevar a cabo un estudio de ingeniería para abastecer a todas las regiones del municipio.

Guerrero está en el penúltimo lugar a nivel nacional en cobertura de agua potable y la intención del gobierno estatal es llegar a casi 80% en cuatro años, a través de un programa de agua limpia a todas las comunidades que no cuentan con el sistema.

Desaprovechan recursos

En las últimas semanas, habitantes de tres municipios de la zona montañosa central del estado de Veracruz han salido a las calles a protestar por la falta de líquido. En Chocamán, Fortín de las Flores y en Córdoba la irritación social va en aumento.

Veracruz concentra 33% del agua en México, sin embargo, las autoridades municipales se encuentran en jaque porque no existen recursos económicos que alcancen para llevar el líquido a la totalidad de sus gobernados.

En días pasados, el alcalde de Banderilla (zona conurbada a la capital veracruzana), Francisco Javier Hernández Loeza, demandó a autoridades estatales solicitar una declaratoria de emergencia debido a que 80% de la población carece de agua potable.

El alcalde reveló que de los 23 mil habitantes del municipio, sólo a 5 mil les llega agua en las tomas domiciliarias y cada tres días, mientras que el resto tiene que ser abastecido con pipas cada cinco días.

Desde el mes de febrero a la fecha, el ayuntamiento ha distribuido agua mediante mil 200 pipas y por ello ha erogado 800 mil pesos de recursos propios y de la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento.

De acuerdo con estudios del área de Planeación y Desarrollo del gobierno estatal, la precipitación anual en territorio veracruzano es de mil 484 milímetros y en el resto del país llega tan sólo a los 772.

Sin embargo, debido a la falta de infraestructura hidráulica, de los 121 mil 167 millones de metros cúbicos que recibe anualmente Veracruz, sólo aprovecha 3 mil 520 millones.

El investigador de la Universidad Veracruzana, Rafael Arias Hernández, alertó que en 2025 la entidad tendrá un déficit de agua para su población de 306 millones de metros cúbicos anuales y, con ello, problemas sociales de altísimas consecuencias.

Aunque los conflictos sociales ya comenzaron a aflorar.

Chiapas invierte en hoyas

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en Chiapas existen más de 19 mil comunidades, integradas con menos de 500 habitantes, de las cuales 12 mil, habitadas por menos de un centenar de pobladores, carecen de agua potable.

La dispersión demográfica, los contrastes topográficos y la ausencia de arroyos y vertederos, principalmente en los municipios de la región Altos, son los principales obstáculos para el suministro del líquido.

En algunas zonas de la entidad el agua se obtiene con hoyas colectoras, que son depósitos rudimentarios construidos a ras de tierra.

Hasta mayo pasado, el gobierno del estado había invertido 10 millones de pesos en la construcción de 33 hoyas, para paliar la escasez de agua.

La última que se inauguró fue en la comunidad de Roxatic, del municipio de Chamula.

La Secretaría de Pueblos y Culturas Indígenas informó que la hoya captará hasta mil metros cúbicos del líquido y beneficiará a 450 personas. (Édgar Ávila, Adriana Covarrubias y Óscar Gutiérrez)

 

Leave a reply