Buscan purificar agua en Zimapán

Buscan purificar agua en Zimapán

El Universal, estados/ 29 Agosto, 2011
Dinorath Mota, corresponsal

PACHUCA

Con la construcción de una planta potabilizadora de agua en el municipio de Zimapán, que inicia hoy, se pretende eliminar el arsénico que consumen los pobladores en el líquido, debido a que los mantos freáticos de la región contienen 3.5 veces más la cantidad del metaloide que el establecido en la norma oficial.

Investigadores universitarios consideraron que la puesta en marcha de esa planta no garantiza, por cuestiones técnicas, la eliminación de metaloides y otros contaminantes que contienen los pozos que abastecen esta región localizada a 140 kilómetros de Pachuca, en los límites con Querétaro.

El alcalde de Zimapán, José María Lozano Moreno, dijo que la región enfrenta un severo déficit de agua para uso humano, debido a que los pozos están contaminados con flúor y arsénico, entre otros productos, por lo que tienen que abastecerse del líquido desde los límites del municipio aledaño de Tasquillo, a unos 35 kilómetros.

El esfuerzo incrementa el costo del agua potable, ya que sólo en el rebombeo se invierte un millón de pesos al mes. Pero lo más preocupante es que el agua que se obtiene del pozo conocido como La Cruz se mezcla con la contaminada de los pozos locales, dijo el alcalde.

Según la investigadora Aurora Armenta, del Instituto de Geofísica de la Universidad Nacional Autónoma de México, la población local está expuesta a problemas de salud y padecer enfermedades como la diabetes y el cáncer por el consumo de agua contaminada.

El investigador de la Universidad Autónoma de Hidalgo, Francisco Patiño, advirtió que la planta no garantizará la potabilización del agua, al indicar que el método de limpieza no es confiable 100% porque genera lodos que, sin un depósito adecuado, regresarán los químicos y metaloides a los mantos freáticos o contaminarán las zonas a donde sea trasladado.

Patiño también indicó que el problema se agrava debido a que no sólo es necesario eliminar arsénico del agua, que también contiene otros metales como plomo, cadmio y mercurio.

La planta potabilizadora se construirá en el pozo El Muhi, clausurado en 1996 al detectarse la presencia de arsénico en 40 veces superior a la norma. La obra se estimó que concluirá el 30 de noviembre.

Leave a reply