Cercaron ejidatarios el pozo de agua que abastece a Lerma

Estado de México

Cercaron ejidatarios el pozo de agua que abastece a Lerma

 

El Sol de Toluca

 

LEONOR SÁNCHEZ SÁNCHEZ

LERMA, Méx.- Ejidatarios bloquearon un pozo de abastecimiento de agua de los habitantes de la cabecera municipal para obligar a que respeten su derecho sobre un polígono de 40 hectáreas que los tribunales federales declararon no pueden utilizar ni el gobierno mexiquense ni los comuneros, e incluso es área natural protegida.

Su lucha por la recuperación de los terrenos, que por decreto presidencial del siglo pasado les pertenecen, les ha llevado a manifestarse no sólo en la capital mexiquense, sino también a las afueras de la Universidad Autónoma Metropolitana del Distrito Federal, así como también han recurrido a diversas instancias federales para que les escuchen y resarzan.

Por eso amenazaron no sólo con mantener de manera permanente cerrada la válvula de las instalaciones de bombeo de agua, sino también tomar de manera indefinida las instalaciones del Departamento de Agua del Distrito Federal, con la finalidad de que no sigan construyendo en terrenos ejidales de Amomolulco y les sean restituidas las tierras.

El ejido que defienden está en lo que fuera la laguna de Chignahuapan, tercer vaso de las lagunas del Lerma, correspondiente a la región del alto Lerma.

Desde 1943, mediante acuerdo presidencial publicado en el DOF el 11 de septiembre, les fueron adjudicadas 44 hectáreas ubicadas dentro del tercer vaso de las lagunas de Lerma, conocida como Chignahuapan, a través de permisos precarios otorgados por la Secretaría de Agricultura y Recursos Hidráulicos.

En el decreto se convenía que por la explotación de los recursos hídricos, en cuanto la zona en comento se desecara, sería entregada a los pueblos rivereños como: Amomolulco, Tultepec, Atarasquillo, entre otros, sin embargo, no se ha respetado.

El lugar fue declarado área natural protegida desde 2002, de acuerdo con el decreto presidencial publicado en el DOF del 27 de noviembre de ese año.

En 2009 los ejidatarios fueron despojados, perdiendo los cultivos y animales que en ese momento tenían, y la Universidad Autónoma Metropolitana el 14 de julio de 2009 inició la construcción en 25 hectáreas del lugar, lo que sería su unidad Lerma.

Los ejidatarios buscaron el diálogo con el rector Enrique Fernández Fassnacht y la secretaria de dicha institución, Iris Santa Cruz, pero argumentan que los terrenos se los cedió el gobierno mexiquense.

Ante los hechos, los ejidatarios interpusieron el juicio de amparo 1373/2009 ante el Juzgado Quinto de Distrito en materia civil y juicios de amparo con sede en Tolcua, cuya sentencia se emitió en noviembre de 2009, por lo que interpusieron un juicio de revisión que aún está pendiente.

Derivado del juicio de amparo que promovieron se declaró una suspensión definitiva de las acciones mientras no se resuelva por completo el litigio.

En tanto, promovieron otro recurso en marzo del 2011 ante el Tribunal Unitario Agrario, cuya instancia determinó fijar medidas cautelares en lo que se resuelve el conflicto, por lo que exhortó a las partes a abstenerse de realizar acciones tendientes a alterar el estado que actualmente guardan las cosas sometidas a la jurisdicción del tribunal.

La bomba para abastecer de agua a los habitantes de la cabecera municipal de Lerma permaneció cerrada desde el jueves y hasta el medio día de ayer, pues al filo de las 14:00 horas más de un centenar de policías municipales y estatales tomaron por la fuerza las instalaciones de dicha infraestructura, dejando sin efecto la rebeldía de los ejidatarios.(e)

http://www.oem.com.mx/elsoldetoluca/notas/n2522497.htm

 

Leave a reply