Critican diputados a Luege por El Zapotillo; viola derechos humanos

Atendidas, quejas por daños hidrológicos, asegura el funcionario

Critican diputados a Luege por El Zapotillo; viola derechos humanos

Roberto Garduño

 Periódico La Jornada
Viernes 22 de julio de 2011, p. 43

El director general de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), José Luis Luege Tamargo, fue criticado por diputados de PRI, PRD y PT por la insistencia del gobierno de continuar con la obra hidráulica de El Zapotillo, la cual, dijeron, viola los derechos humanos y ciudadanos de los habitantes de la cuenca del río Verde, Jalisco.

Al reunirse con los integrantes de la Comisión de Derechos Humanos, Luege fue criticado porque la construcción de la presa no cuenta con permisos municipales ni con los decretos expropiatorios necesarios para levantarla. Los legisladores también objetaron la obra porque las presas representan un negocio político, y no sirven para beneficiar a los pobladores; El Zapotillo agotaría los acuíferos de las comunidades locales y afectaría la economía y la cultura de la región.

Asimismo, los pueblos en defensa del río Verde enviaron a la comisión legislativa un extenso documento donde se documenta la ilegalidad en que incurren autoridades federales, pero sobre todo que se afectan los derechos individuales de los pobladores.

No obstante las quejas documentadas de organizaciones civiles contra la obra, Luege aseguró que la administración de Felipe Calderón ha atendido 275 quejas de ciudadanos y de organismos ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, relacionadas con daños a viviendas por fenómenos hidrometeorológicos.

En relación con la presa, la justificó al decir que representa el programa más integral e importante de la Conagua, pues garantizaría el abastecimiento de localidades como León, Guanajuato; los Altos y la zona metropolitana de Guadalajara, Jalisco.

Luege Tamargo dijo a los diputados que las quejas de organizaciones civiles contra la obra, se refieren al derecho de información, a temas de medio ambiente y vivienda digna.

Agregó que funcionarios federales se reunieron con las comunidades de Acasico, Palmarejo y Tecamapulín, lo cual confirma el cumplimiento de la autoridad a las demandas de la población.

No obstante, el diputado Salvador Caro Cabrera insistió en que la construcción de la presa carece de los permisos de construcción necesarios y los decretos de expropiación.

En defensa de Luege, la panista Idalia Aguilar, alertó y argumentó que de no realizar la obra en El Zapotillo se agotarían los mantos acuíferos de la zona del río Verde.

Por su parte, la organización Pueblos en Defensa del río Verde, la cual se opone a la construcción de la obra hidráulica, advirtió que de continuarla, cientos de personas perderán sus hogares, sustento, historia, tranquilidad e incluso la vida.

“Se inundarían los pueblos de Tecamapulín, Acasico y Palmarejo, así como las tierras que los campesinos necesitan para sobrevivir; son comunidades que han habitado durante siglos, por lo que guardan un profundo vínculo espiritual con ellas.

La obra impulsada por la Conagua, ha sido concesionada a empresas mexicanas y trasnacionales, violando leyes y derechos fundamentales, como a la vivienda, alimentación, desarrollo, medio ambiente sano, seguridad jurídica, propiedad, y sin que esto se haya consultado e informado debidamente a los afectados.

Leave a reply