“Escuelas deben de buscar agua limpia”

“Escuelas deben de buscar agua limpia”

La Comisión de Protección Contra Riesgos Sanitarios dice no ser la única responsable. Escuela presenta concentraciones de arsénico por arriba de la Norma Mexicana.

Vie, 03/06/2011 – 03:28

 

La COPRISED asegura que otras dependencias también monitorean .

Lerdo .- En omisión a las atribuciones y funciones para lo que fue creada, la Comisión de Protección Contra Riesgos Sanitarios (Coprised) en voz de su titular insiste en que la responsabilidad de la calidad del agua le compete también a los Ayuntamientos, a la Comisión Nacional del Agua y la Comisión de Aguas en el Estado (Caed).

En los Centros Educativos dice, son los directores quienes deberán de buscar alternativas de solución para que no impacte en la salud del alumnado, las altas concentraciones de arsénico en el agua de ingesta.

La Comisión de Protección Contra Riesgos Sanitarios en el Estado de Durango fue creada el 2 de agosto del 2006. A través de un documento se le notificó al Comisionado Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) de su nacimiento.

El decreto de su creación se publicó en el Periódico Oficial del Estado el 6 de julio.

El decreto establece en su artículo 4 fracción V que la Coprised, tendrá a su cargo identificar, analizar, evaluar, regular, controlar, fomentar y difundir las condiciones y requisitos para la prevención y manejo de riesgos sanitarios.

Las tomas de agua analizadas por la Facultad de Medicina de Torreón establecen que, el Centro de Bachillerato Tecnológico Agropecuario (CBTA) 127 de la comunidad rural de Lucero en el municipio de Tlahualilo, presenta concentraciones de arsénico por encima de la Norma Oficial Mexicana.

Reportan 104.5 microgramos de arsénico por litro.

Los alumnos y el director de plantel aseguraron que ninguna autoridad sanitaria les ha notificado que el agua de los bebederos no es apta para consumo humano.

Jesús Romero Torres titular de la Coprised en la Laguna señala que no se puede tomar la decisión de cerrar los pozos que existen en el municipio de Tlahualilo, ya que el problema, sería mayor si los habitantes se quedarán sin el líquido potable.

“Son los municipios a través de sus organismos operadores, los responsables de llevar agua potable con calidad hacia sus habitantes.

En las escuelas, es el personal docente quién deberá establecer las directrices para que el agua que consumen sus alumnos tenga calidad”, dice el entrevistado.

A pesar del panorama considera que no es tanto el riesgo, pero entre más precauciones se tomen con respecto al tema del agua potable mucho mejor; pero no es nuestra responsabilidad estar alertando a la población.

Brenda Alcalá

http://www.milenio.com/node/734936

Leave a reply