Estallan colonos por falta de agua

Estallan colonos por falta de agua

Escrito por Rogelio Ortega, el 22-07-2011

La falta de servicio de agua potable, que ayer cumplió 12 días en la colonia Antonio Barona, motivó a que sus habitantes tomaran las oficinas del Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Cuernavaca (SAPAC) en este lugar, y procedieran a realizar un bloqueo, por espacio de una hora, en el acceso principal a su zona habitacional.

Las deficiencias técnicas del personal operativo de SAPAC volvieron a salir a flote, y las promesas de reanudación del servicio se han ido prolongando, luego de que los lugareños señalaron que la bomba del pozo Barona II se quemó hace 12 días, y, a la fecha, el personal del organismo no ha podido sacarla.

Con cartulinas en mano, los usuarios visiblemente molestos procedieron a clausurar las entradas a las oficinas con leyendas como: “Garrigós da la cara”, “No queremos parques y fuentes, queremos agua”. Asimismo, impidieron que se cobrara el servicio.

Incluso, los inconformes obstaculizaron el paso de las pipas de agua que ingresaron a la colonia, argumentando: “No queremos pipas, queremos agua en la llave”, afirmando que la deficiente distribución del líquido con los camiones ha provocado enfrentamientos entre los propios habitantes del lugar, por ganar un poco de agua.

Al lugar arribó el director operativo de SAPAC, Juan Carlos Beltrán Toto, quien manifestó que él tenía conocimiento de que en algunas calles sí había servicio, provocando un mayor enojo, pues en la cara le refutaron que “eso es una mentira”.

El titular de la delegación Antonio Barona, Raúl Salgado, prácticamente fue sacado de sus oficinas por un grupo de habitantes y llevado hasta el lugar del conflicto, donde se lavó las manos y culpó a Beltrán Toto del incumplimiento. “Verdad que tú me dijiste que en cinco días se resolvía”, le señaló.

El mismo Raúl Salgado manifestó no haber hecho del conocimiento del alcalde Manuel Martínez Garrigós la situación, pero sí del Subsecretario de Gobierno, Ángel Carvajal. “Pero sí, el alcalde sabe de la situación, por medio del director de SAPAC (David Fonseca)”, dijo luego.

Luego vino el bloqueo a la calle Emiliano Zapata, y los colonos anunciaron que, a las 9:00 horas, procederán a tomar nuevamente las oficinas.

Repiten la historia en la Barona, con la escasez

El “Tzompantlazo” sufrido entre marzo y mayo, periodo en que se dejó sin agua potable a los habitantes de más de 5 colonias de la zona norponiente de la ciudad, podría repetirse en la colonia Antonio Barona, ante la evidencia de falta de mantenimiento preventivo y elementos técnicos materiales y humanos por parte del Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Cuernavaca (SAPAC).

La movilización de ayer de los habitantes de la populosa y aguerrida colonia Antonio Barona, donde tomaron instalaciones del SAPAC y bloquearon calles, prevé que el final no podría ser el mismo si las autoridades del organismo del Ayuntamiento de Cuernavaca, que preside Manuel Martínez Garrigós, no solucionan el problema a tiempo.

Ayer, funcionarios de SAPAC, encabezados por Juan Carlos Beltrán Toto, director operativo, trataron de explicar a los vecinos que la bomba se había atorado y que el problema se resolvería en un corto tiempo.

Aunque no ha sido el único conflicto el de Lomas de Tzompantle y Ahuatlán, por su duración y las excusas que dio en su momento Beltrán Toto, es similar a lo que se vive en la Antonio Barona; en ambos casos se quemó la bomba, se atoró y los técnicos de SAPAC no resolvieron, sino hasta después de dos meses.

Confunde el SAPAC a  vecinos

Luego de una serie de contradicciones, funcionarios del Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Cuernavaca (SAPAC) al final prometieron a los vecinos de la colonia Antonio Barona que, luego de 12 días sin servicio de agua potable, hoy se iba a reunadar, de acuerdo con el Director Operativo, Juan Carlos Beltrán Toto.

Un antecedente de una declaración similar del responsable del buen funcionamiento del equipo de la red hidráulica de Cuernavaca, se hizo el 29 de marzo del presente año, cuando se presentó la falta de agua potable en Tzompantle y Ahuatlán.

En esa fecha, señaló que ese mismo día se reanudaría el servicio, y fue 40 días después, el 5 de mayo, cuando finalmente regresó el agua a esa zona; ahora promete lo mismo a los vecinos de la Barona.

Sobre la situación que se presenta en dicha colonia, Beltrán Toto dijo: “Estamos cubriendo el servicio, el pozo Barona 1 tiene una conexión al tanque; el Barona 2 surte a la parte alta, y el faltante de agua lo estamos cubriendo con pipas”.

Señaló que el problema se presentó cuando, al momento de hacer mantenimiento preventivo, la bomba del pozo Barona 2 se desprendió, y que están tratando de recuperarlo. “Se presentaron una serie de complicaciones, pero estamos avanzando, y esperamos que el fin de semana se pueda reanudar el servicio”, señaló.

Expuso que el pozo tiene una profundidad de 180 metros, y que la bomba dañada se encuentra a 150 metros, “pero estamos en el proceso de la extracción”.

Durante la entrevista, la gente se fue acercando a escuchar las explicaciones del funcionario de SAPAC, que parecía no inmutarse ante la presencia de los colonos, que no intervenían, al desconocer de quién se trataba.

http://www.diariodemorelos.com/index.php?option=com_content&task=view&id=90628&Itemid=45

Leave a reply