Hacia un manejo hídrico sostenible

Hacia un manejo hídrico sostenible

4 Septiembre, 2012 – 21:40

CREDITO: 

José Renato Navarrete Pérez

Las sequías recurrentes presentadas en algunas partes del mundo tienen un impacto desfavorable en la producción de alimentos, particularmente en los granos, que han provocado escaladas en los precios de referencia internacional, lo que tiene un impacto devastador en la seguridad alimentaria de millones de personas alrededor del mundo, particularmente, en los más pobres.

Considerando lo anterior, es de fundamental importancia contar con un manejo hídrico efectivo y sostenible que permita planear y mitigar los efectos de los periodos recurrentes de sequía que, ante el cambio climático, se vuelven más severas y prolongadas.

Así, si consideramos que la agricultura mundial es responsable por la utilización de 70% del agua dulce disponible, la actividad agrícola representa también el mayor potencial para alcanzar esta meta de sostenibilidad.

De esta manera, en el marco de la Semana Mundial del Agua, llevada acabo del 26 al 31 de agosto en Estocolmo, Suecia, la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, por su sigla en inglés), presentó el documento “Luchando contra la falta de agua: Manual de Acción para la Agricultura y la Seguridad Alimentaria”, en el cual presenta las acciones y estrategias que deberán adoptar los países y regiones para la seguridad alimentaria de sus habitantes y la eficiencia del uso del agua en la actividad. Entre las acciones más urgentes señaladas por FAO, destacan:

• Modernización de sistemas de riego. Se necesita modernizar los sistemas de riego tradicionales hacia sistemas entubados más eficientes y que prioricen la combinación de diferentes fuentes de agua.

• Sistemas de almacenamiento eficiente a nivel productor. Son necesarios sistemas sencillos de almacenamiento a nivel productor, como pozas o piletas rústicas, que permitan hacer frente a los periodos de sequía.

• Reciclaje y reutilización del agua. Existe la oportunidad de implementar, de manera segura, estrategias de reutilización de agua, particularmente, aguas tratadas de los centros urbanos para irrigación de cultivos.

• Control de contaminantes. La mejora regulatoria, en combinación con mecanismos efectivos de aplicación, es necesaria para mitigar la contaminación del agua, que exacerba su escasez.

La actividad agrícola mundial se enfrenta así a uno de sus más grandes retos: incrementar su productividad, ante una población incesantemente creciente, de una manera hídricamente sostenible. Sin duda, esto puede ser alcanzado únicamente a través de la participación multidisciplinaria de todos los participantes de las cadenas de valor.

Es una oportunidad de hacerle frente a un fenómeno que pone en riesgo la seguridad alimentaria de millones de personas en el mundo. No es reto fácil pero las herramientas y voluntades están a la mano.

*José Renato Navarrete Pérez es especialista de la Subdirección de Investigación Económica. La opinión es del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA.

jrnavarrete@fira.gob.mx

http://eleconomista.com.mx/columnas/agro-negocios/2012/09/04/hacia-manejo-hidrico-sostenible

 

Leave a reply