Ibero desarrolla tecnología para eliminar arsénico del agua con energía

La línea de investigación que más fomenta la Universidad es la sustentabilidad

Ibero desarrolla tecnología para eliminar arsénico del agua con energía solar

Sandra Casillas, investigadora del área de Ingenierías de la Universidad Iberoamericana Torreón, señala que el filtro trabaja por medio de la electrólisis, removiendo el metaloide del agua potable.

·         2012-01-12•Comarca y Estados

La Ibero Torreón ofrece opciones para solucionar el problema de contaminación. Foto: Miguel del Río

Torreón .- Un filtro para remover el arsénico del agua con energía solar, está en proceso de investigación en la Universidad Iberoamericana de Torreón.

Planean instalar el filtro en los bebederos de las escuelas primarias y secundarias.

Sandra Casillas investigadora del área de Ingenierías de la Ibero Torreón, manifestó que el filtro trabaja por medio de la electrólisis, recubriendo el filtro con pintura fotovoltaica, desarrollada en la Universidad, y con los mismos volts que requerimos se remueve el arsénico del agua.

“Tenemos el desarrollo de un filtro, para remover el arsénico, ya habíamos presentado un modelo pero requería que se enchufara para llevar a cabo la labor de remover el arsénico”.

“Requerimos de 5.5 volts para llevar a cabo la electrolisis y remover el arsénico, con la implementación de la pintura hemos logrado con un filtro más alto llegar al voltaje que se requiere”.

Ya se realizan pruebas en diferentes escuelas y los alumnos de la Ibero realizan monitoreos cada 15 días, “hemos hecho pruebas en el agua para verificar que efectivamente está funcionando”.

Aun estamos en etapa de investigación y falta para patentizar.

Estamos en pláticas con escuelas secundarias para que se implemente en los bebederos y con la consigna que vamos a estar monitoreando cada 15 días el agua de salida.

El trabajo de investigación lo realizan alumnos de las ingenierías Mecánica, Civil e Industrial, ellos son los que han estado realizando los trabajos.

El filtro consta de una cerámica que hace el trabajo de remoción del arsénico, dos bancos de depósitos, uno de grava y uno de arena tiene una pequeña cama de carbón activado para bacterias.

“Lo que nos lleva más trabajo es el desarrollo de la investigación de prueba y error, cuántos volts necesito para bajar la concentración y el tiempo de estancia, teníamos la salida de un cuarto y se implementó a un medio, es al paso del agua y cuando esta trabajando se calienta un poco el cartucho por la pintura, pero debe servir para muchas mas cosas y que convierta el techo de las viviendas en una celda solar”.

Los filtros los hacemos con el afán de dar opciones para una solución, porque la verdad es un problema estar monitoreando los intradomiciliarios, esta es una buena opción, es electrolisis con energía solar con pintura fotovoltaica.

http://impreso.milenio.com/node/9093348

Leave a reply