La doble moral en el cuidado del agua

La doble moral en el cuidado del agua

TribunaPedro Elizalde

2013-04-25 • Política

El descenso sostenido que registra el nivel del sistema lagunario del sur de Tamaulipas, estará siendo enfrentado con el trasvase de agua de la presa “Ramiro Caballero”, ubicada en Ciudad Mante, había adelantado la Comisión Nacional del Agua, desde que el abasto del líquido entró en crisis.

Como recurso emergente, desde el lunes se dio autorización para liberar el líquido almacenado entre Mante y González, confirmó la Conagua, debido a que la bocatoma del Chairel roza el nivel crítico, lo que pone en riesgo la prestación del servicio de agua potable a miles de usuarios de Tampico y Ciudad Madero.

La medida pronostica el abasto en los siguientes 30 días, confiando en que los pronósticos de lluvia se cumplan y las lagunas de la zona recuperen sus niveles en los meses por venir.

Al mismo tiempo que en Tampico tenía lugar la reunión de trabajo de la Comisión de Operación y Vigilancia del Consejo de la Cuenca del Río Pánuco, en Ciudad Victoria se hacía otro anuncio, en el mismo sentido de entrega de apoyos para hacer frente a la sequía que azota a la entidad.

La Comisión Nacional de Zonas Áridas anunció la entrega a Tamaulipas de 76 millones de pesos, que serán destinados a la zona del altiplano, para la realización de acciones relacionadas con la construcción de bordos para el acopio de agua, así como también perforación de pozos en busca del ansiado líquido para abastecimiento de ganado.

Los recursos federales para hacer frente a la crisis de agua representan un aumento superior al 100 por ciento, con relación a lo entregado el año pasado, según anunció Abraham Cepeda Izaguirre, quien es titular de la Conaza, área dependiente de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, la Sagarpa.

Pero no todo son buenas nuevas en cuanto a medidas contra el estiaje en Tamaulipas, ya que por otro lado se conoce que poco más de la mitad de las aguas residuales que son tratadas en la zona sur, no son reutilizadas.

Mientras Petróleos Mexicanos extrae de las lagunas 1 litro por cada 3 que a su vez son usados para el servicio de potabilización, se sabe, por solicitud de información pública, que de la mitad de aguas residuales generadas que son tratadas, no se vuelven a reutilizar, lo que en teoría debe pasar porque es otro de los beneficios de la operación de las plantas que costaron casi 900 millones de pesos.

http://tamaulipas.milenio.com/cdb/doc/impreso/9178771

Leave a reply