Mitos y muestras detrás del agua en Mérida

Publicada: 16 abril 2011 | 0 |

Mitos y muestras detrás del agua en Mérida
El ablandamiento da lugar al líquido "muerto", aseguran

 

 

Roberto Pinzón Alvarez, director de la Japay, muestra en un mapa los trabajos de "sectorización" en Mérida (1)

"La calidad del agua potable en Mérida está garantizada por más de 3,000 muestras que se hacen cada mes. Tenemos un laboratorio muy completo con un equipo de gente que hace monitoreo en todos los rumbos de la ciudad", afirma Roberto Pinzón Alvarez, director de la Japay.

"La responsabilidad de la Junta llega hasta las tomas domiciliarias", añade. "¿Pero qué pasa? No tenemos el cuidado de limpiar los depósitos de las casas ni de supervisar nuestras tuberías y allí puede haber problemas".

El funcionario recomienda la limpieza de tinacos y cisternas cada seis meses, para asegurar la calidad del agua que se consume.

También se refiere a la dureza del agua en Yucatán:

"Nuestra agua de por sí es dura, pero se le puede suavizar. Eso es lo que hacen las plantas purificadoras, sólo que se da lugar a lo que los químicos llaman ‘agua muerta’.

"Es agua muerta porque ya no tiene minerales y carbonatos, el proceso de ablandamiento se los quita. En cambio, el carbonato que tiene nuestra agua está en los normas de la Organización Mundial de la Salud, de la Secretaría de Salud y de otros organismos. Tiene ingredientes que sirven ‘para el esqueleto’.

En cuanto al mito de que la dureza del agua contribuye a enfermedades renales, sobre todo la formación de cálculos, Pinzón Alvarez afirma: "Nada de eso. Lo he preguntado muchas veces a los médicos y nada".

El director de la Japay recuerda que esta dependencia cuenta con tres plantas potabilizadoras, más una -la Mérida IV- que aún no está en operación.

Además, dispone de once cárcamos de rebombeo, de los llamados "mayores", y de nueve tanques elevados en la ciudad, entre ellos los de San Juan Bautista, San Luis Sur Dzununcán y la colonia Mayapán.

"Muchas de estas instalaciones no son hechas totalmente por la Japay", agrega. "En algunos casos se hacen con el concurso de los constructores de vivienda y en otros son resultado de la mezcla de recursos de la Conagua y el gobierno del Estado".

En estas últimas figuran los trabajos de "sectorización" y cierre de circuitos que se realizan en varios puntos de la ciudad.

Hace unas semanas publicamos amplia información sobre esos circuitos, proporcionada por la Conagua.

Roberto Pinzón recuerda que se dividió a la ciudad en 51 circuitos y cada uno abarca entre 18 y 24 colonias y fraccionamientos.

Con esas obras se espera mejorar el servicio y reducir perjuicios en casos de fallas."La idea es integrar los cierres de circuito. De los 51 ya tenemos 29 y estamos por licitar 12 más", afirma el ex diputado local."Con esos cierres de circuito y la planta Mérida IV la ciudad tendrá 30 años más de abasto garantizado"."También tenemos una gran ventaja ahora. Antes te comunicabas con las plantas por teléfono o por radio y ahora tenemos la telemedición. En la planta hay un tablero que te permite ver si está bajando el nivel del cárcamo, si está estable y completo… En fin, tú puedes dosificar desde la planta tus envíos de agua".En el caso de los circuitos, el gobierno federal aporta el 60 por ciento de la inversión".- A.N.E.

http://www.yucatan.com.mx/20110416/nota-9/106289-mitos-y-muestras-detras-del-agua-en-merida.htm

 

 

Leave a reply