Olvidan en Tixtla planta tratadora

Olvidan en Tixtla planta tratadora

Reforma, estados/ 26 Mayo, 2010
Jesús Guerrero

TIXTLA, Gro.- En esta ciudad de la región Centro, tierra natal de Vicente Guerrero e Ignacio Manuel Altamirano, hay desde hace tres años una planta tratadora de aguas negras…¡sin operar!.

El encargado de despacho de la gerencia estatal de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Humberto Gastélum Espinoza, informó que desde 2007 la Comisión de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento del Estado de Guerrero (Capaseg) dio por terminada la obra y se la entregó al municipio.

Según el expediente técnico, la planta que se ubica al sur de la ciudad -rumbo a la carretera que conduce a la comunidad de Apango- tiene capacidad para recabar 40 litros por segundo de aguas residuales.

Sin embargo, nunca ha operado, debido a que, para tal fin, debe contratarse personal especializado y contar con un buen presupuesto para darle mantenimiento, pagar salarios y el servicio de luz eléctrica.

La parálisis contrasta con los años que ha esperado la comunidad guerrerense para que se hiciera la obra y con las necesidades que tiene de un sistema de drenaje eficiente.

En octubre de 1998, el entonces candidato a Gobernador de Guerrero, el priista René Juárez Cisneros, dio inicio su campaña política en la pequeña plaza de esta ciudad histórica.

Ahí prometió que, de ganar la Gubernatura, su primera acción sería construir un sistema integral de saneamiento de las aguas, que incluía una red de drenaje y la planta tratadora.

Juárez concluyó su sexenio en 2005 y nunca les cumplió a los tixtlecos.

El actual Gobierno, que encabeza el perredista Zeferino Torreblanca, sí realizó la obra, pero no funciona.

Gastélum Espinoza refirió que la actual administración estatal ha costruido varias plantas tratadoras, entre ellas la de la comunidad de Atliaca, y la de la cabecera municipal de Tixtla, pero que "cuando las obras se entregan al municipio, como que la dejan caer y dejan de funcionar".

Rocío García, vocera del Ayuntamiento de Tixtla -que encabeza el priista Jorge Luis Campos Espíritu- informó que solicitaron formalmente al Gobierno del estado un apoyo de 28 millones de pesos para que la planta funcione, pero que no han obtenido respuesta.

Ayer, en la sesión de Cabildo, la ciudadanía le pidió al Alcalde que le exija al Gobernador que antes de que termine su mandato reactive la planta, abundó.

El contralor general del estado, Carlos Arturo Bárcenas Aguilar, reveló que esa dependencia ha recibido una serie de denuncias de la ciudadanía de Tixtla para que se investigue si hubo malversación de los recursos públicos que se ejercieron para la construcción de la planta tratadora.

"Nosotros ya estamos investigando esta situación anómala, pero primero vamos a ver si en verdad los recursos que se utilizaron para esa obra se aplicaron mal", indicó.

El 8 de mayo pasado, REFORMA dio a conocer que en Atliaca, comunidad indígena del municipio de Tixtla, permanece sin terminar otra planta tratadora de aguas residuales desde 2009.

En esa ocasión, el Alcalde Campos Espíritu externó que los trabajos de la planta no se habían reiniciado por falta de presupuesto. Refirió que en una plática que tuvo con el Gobernador Zeferino Torreblanca, éste se comprometió a que su Gobierno aportaría 12 millones de pesos para la terminación de la obra, pero que no se ha desembolsado el dinero.

Así lo dijo
 
"Ya le planteamos al Alcalde (el priista Jorge Luis Campos Espíritu) que si él paga este adeudo nosotros se lo devolvemos, siempre y cuando lo aplique en un programa de saneamiento".

Humberto Gastélum
Encargado de despacho de la gerencia estatal de la Conagua

Y adeudan saneamiento

TIXTLA, Gro.- El Ayuntamiento priista local debe más de 20 millones de pesos por falta de saneamiento de sus aguas residuales, informó el encargado de despacho de la gerencia estatal de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Humberto Gastélum Espinoza.

Señaló que Tixtla, al igual que otros municipios, han sido sancionados administrativamente porque no han realizado un programa de mejoramiento. En el caso de Tixtla, detalló, de 1997 a 2007 tiene un adeudo de 20 millones 250 mil pesos.

El funcionario manifestó que si las autoridades del municipio presentan un programa de saneamiento de aguas, la cuenta se podría reducir a 280 mil pesos.

"Ya le planteamos al Alcalde (el priista Jorge Luis Campos Espíritu) que si él paga este adeudo nosotros se lo devolvemos, siempre y cuando lo aplique en un programa de saneamiento", sostuvo.

Leave a reply