Pagar el agua es casi una misión imposible

Pagar el agua es casi una misión imposible

[Agsal]

Por Redacción

25/12/2012 – 04:05 AM

Saltillo, Coah.- Llegar hasta la caja para pagar para él significa mucho esfuerzo, pero tiene que hacerlo pese a la limitación que significa estar en una silla de ruedas.

Cada que Jesús López acude a pagar a Aguas de Saltillo sufre al subir la rampa que lo llevará al interior del edificio. Los primeros tres metros son los más pesados, comentó, porque no existe barandal y tiene que ayudarse de su perro y de sus brazos.

Al llegar a otro tramo es un poco más fácil, pues se ayuda con el pasamanos. Aseguró que a la rampa que colocaron el en edificio de Aguas de Saltillo le falta algo de inclinación y la altura es considerable. “Me canso mucho, hago demasiada fuerza en los brazos”.

Comentó que acude a la dependencia frecuentemente, pues se dedica a hacer algunos mandados a sus hermanos y vecinos, quienes le encargan pagar el recibo. “Ahorita vengo a hacerle el mandado a una hermana y ya con esto saco para las cocas”.

Pero este no es el único problema al que se enfrentan quienes acuden al edificio, al llegar se dan cuenta de que no existe estacionamiento amplio, por lo que deben irse a unas cuantas cuadras.

Enrique Hernández comentó que el antiguo edificio estaba más céntrico y se llegaba más fácil. “Vivo en Santa Cristina y me queda muy lejos, además, me tengo que estacionar por Murguía porque aquí no hay dónde”.

Por su parte, Pedro Quiroz Fuentes expresó que él no cuenta con automóvil y que se traslada en transporte urbano, y ahora que cambiaron el edificio tiene que tomar dos combis para llegar, de tal modo que para ir a pagar el agua gasta 24 pesos en camión y más de una hora de traslado.

Pedro Rangel Rivas dijo que él siempre anda caminando, “pero he escuchado que hace falta estacionamiento”. Recalcó también que no está de acuerdo con la cuota de saneamiento que aplican, por lo que pide una explicación de lo que se hace con este dinero.

Para Arturo Valdés el que hayan cambiado de lugar el edificio fue una mala decisión. “Primero se hizo una inversión al remodelar el otro edificio y ahora resulta que lo cambian y la inversión la tiraron a la basura. Además, se hubieran fijado antes en que el edificio fuera adecuado”.

Algunos clientes acuden con prisa y al no encontrar lugar para estacionarse invaden el cajón de discapacitados que sólo esta delineado con pintura azul, pero no cuenta con rampa alguna.

Otros tantos recurren a estacionarse en las farmacias cercanas, lo que ocasiona altercados con los encargados de estos negocios, ya que los cajones son exclusivamente para los clientes. (Yadira Leos).

http://www.zocalo.com.mx/seccion/articulo/pagar-el-agua-es-casi-una-mision-imposible-1356385212

Leave a reply