Se une otra comunidad a lucha contra hidroeléctrica La Parota

Asegura dirigente que el trabajo de los campesinos sería afectado con construcción

Se une otra comunidad a lucha contra hidroeléctrica La Parota

Duda Mariano Antonio de Jesús que los gobiernos estatal y federal cumplan las promesas

FRANSCICA MEZA Y CITLAL GILES (Reporteras)

Habitantes de la comunidad de Apalani se sumaron al rechazo del proyecto hidroeléctrico La Parota en la zona de los Bienes Comunales de Cacahuatepec, porque en nada conviene a los campesinos, quienes serían los más afectados con su construcción, y condenaron el actuar del gobernador Zeferino Torreblanca Galindo porque, dijeron, ya se va y quiere dejar el conflicto.

En entrevista en la redacción de La Jornada Guerrero, el dirigente Mariano Antonio de Jesús dijo que aunque Apalani no se vería directamente afectado con la presa en cuanto a inundación o desplazamiento, sí afectaría al trabajo de los campesinos.

Detalló que desde que se anunció el proyecto, Apalani no había manifestado su opinión; sin embargo, añadió que ante la nueva embestida del gobierno estatal y de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) decidieron unirse al rechazo.

Informó que en ese poblado hay unas 880 personas y que poco más de la mitad rechazan la obra.

Reveló que hace al menos un año, empleados de la paraestatal estuvieron en la comunidad y explicaron a los habitantes del trabajo y los beneficios que supuestamente tendrían con el proyecto, pero los campesinos rechazaron las ofertas porque, manifestó, saben que el gobierno se maneja con base en mentiras.

Recordó que cuando Torreblanca fue alcalde sí se preocupó por los acapulqueños, pero ahora como gobernador y ahora que se va, pareciera que quiere afectarlos y pasar por encima de ellos.

Adelantó que buscarán un acercamiento con el Consejo de Ejidos y Comunidades Opositores a la presa La Parota (Cecop) para sumarse a la lucha y ver la manera de que el proyecto no se concrete por el bien de los comuneros, ejidatarios y campesinos de la zona.

Recordó que en 2007, el gobierno estatal ofreció en Apalani 700 beneficios de pisos y techos para los habitantes y que incluso se hizo un sorteo, del cual continúan en espera; expuso que no dudan que las promesas a quienes serían afectados con la presa sean un engaño.

Trabajo fílmico

Integrantes del Cecop presentaron el documental Y el río sigue corriendo en la ciudad de México, donde denunciaron las nuevas embestidas del gobierno estatal y federal contra sus tierras para desarrollar el proyecto.

Este lunes y martes se presentó en las salas de cine el documental, donde se relata cómo desde 2003, el gobierno mexicano busca construir la presa, con la que se inundarían varias comunidades al sur de Acapulco.

e_SDLqY el río sigue corriendo nos lleva por la resistencia de campesinos y campesinas que a través de su vida y trabajo nos cuentan de su amor por la tierra”, comentó el director del filme, Carlos Pérez Rojas, quien también estuvo a cargo de la edición.

El filme dura 70 minutos y fue transmitido durante el tercer festival internacional de Cine en Derechos Humanos que comenzó este 21 de mayo y estará hasta el 3 de junio.

Al final de la proyección los comuneros representantes del movimiento, Venus Hernández Nicanor y Felipe Flores Hernández aprovecharon para denunciar la “nueva embestida” del gobierno estatal y la CFE para imponer el proyecto, a través de asambleas ilegales como la del pasado 28 de abril, donde con policías cercaron el área e impidieron el paso a los opositores, además de que llevaron gente ajena a que votaran en favor de la presa.

http://www.lajornadaguerrero.com.mx/2010/05/26/index.php?section=regiones&article=009n1reg

 

Leave a reply