Surge propuesta que le da manga ancha al SACM para definir tarifa

Surge propuesta que le da manga ancha al SACM para definir tarifa


La Crónica, ciudad/ 16 Marzo, 2011
Jonathan Villanueva

 

De manera conjunta, un grupo de legisladores y el Colegio de Ingeniería de la Universidad Autónoma de México presentaron ayer una nueva propuesta para descentralizar el Sistema de Aguas de la Ciudad de México.

Ésta será oficializada en la mesa de trabajo que se celebrará hoy por la tarde con el gobierno de la ciudad.

Ahí se planteará una vía para que los diputados puedan influir en el tema de las tarifas del agua, pero a través de los subsidios.

Según el documento presentado a la Comisión de Gobierno por el diputado Adolfo Orive, la idea es que se apruebe la descentralización de este órgano para dotarlo de autonomía financiera, es decir, que tenga acceso a un presupuesto propio con el que pueda realizar las obras que considere indispensable sin tener que realizar trámites burocráticos que van en detrimento del servicio.

Los diputados cercanos al jefe de Gobierno, Marcelo Ebrard, y a la presidenta de la Comisión de Gobierno en la ALDF, Alejandra Barrales, impulsaron este proyecto legislativo.

La parte medular de esta propuesta consiste en quitarle a la Asamblea Legislativa del DF la facultad de regular las tarifas para que sea el SACM quien, con base en una evaluación, defina cuál es el costo real del líquido.

Hasta ahí, la propuesta del mandatario local no había variado; sin embargo, se busca que la ALDF mantenga la facultad de decidir el monto de los subsidios y en qué zonas se aplican.

También se pretende crear un esquema de inversión a largo plazo conforme al modelo de perspectiva que elaboró la UNAM, así como establecer que el SACM cuente con una junta de Gobierno integrado por el Ejecutivo local, legisladores, especialistas en la materia y representantes ciudadanos.

De acuerdo con la propuesta, se pretende mantener un vínculo cercano con el Colegio de Ingeniería, para que éste proponga los lugares en donde se podrá y dónde no abastecer el agua potable.

Respecto a los subidos, se analiza la posibilidad de fijar en el decreto de Egresos una partida especial de casi 4 mil millones para que el GDF pueda seguir solventando estos apoyos a grupos vulnerables.

Y, a su vez, buscan crear una ley de financiamiento social que marque los parámetros en que se definirán las tarifas del agua potable con el subsidio.

La propuesta también señala que con base en la micro-medición tarifas y subsidios se tendrá una política de ingresos confiable.

La nueva iniciativa no varía de la que envió el mandatario local, salvo en el tema de los subsidios.

 

Leave a reply