Xalapa. Ríos, contaminados y con poca agua

Xalapa

Ríos, contaminados y con poca agua

El Cazones ha disminuido considerablemente su nivel. Algunas áreas están secas. Foto: Diario de Xalapa

13 de abril de 2011

 Redacción/Diario de Xalapa

Xalapa, Veracruz.- El río Jamapa, que nace en la parte alta del Pico de Orizaba y abastece de agua a la zona conurbada, enfrenta un estado crítico en su caudal, que se encuentra 50 centímetros por debajo de su nivel.

El alcalde de Medellín, Marcos Isleño, hizo un llamado a la población para usar el agua de manera racional y evitar el desabasto en la presente temporada de estiaje, que bajan de manera considerable los niveles de los ríos en la zona.

"El río Jamapa está por debajo de su nivel inclusive del año anterior alrededor de 2.10 metros y es alarmante, por lo que urge ver el tema del dragado del río y la reforestación de la zona, que es muy importante en la zona del Pico de Orizaba que es donde nace este afluente", refirió.


Pidió a la población hacer buen uso del agua para que no se desperdicie y no se tenga que sufrir desabasto.

"Hace falta mayor conciencia de la ciudadanía para el cuidado del agua y con los trabajos del dragado del río que se hagan este año, ya que el año pasado se tuvo una baja de 2.60 metros y ahora estamos a 2.10 metros", dijo.

Por su parte, el Sistema de Agua y Saneamiento Metropolitano realiza monitoreos permanentes a los niveles del río Jamapa, que ya resiente la temporada de estiaje debido a que los municipios de la zona centro reportan ya seis meses sin lluvia.

El director del organismo, José Ruiz Carmona, expuso que en estas fechas es común que los ríos bajen su caudal ante la temporada de estiaje y por ende también afecta el suministro del vital líquido en la zona conurbada.

"Nosotros estamos garantizando por un año más el abastecimiento de agua en la época de estiaje, pero no vamos a poder garantizarlo por mucho tiempo más. Hay que cuidarla, no hay que pensar que vamos a empezar a cuidarla hasta dentro de 20 años cuando ya tengamos un problema serio de desabasto, hay que empezar ya", refirió.

Subrayó que de no tomar medidas al respecto, en un plazo no mayor a 40 años podría haber problemas de desabasto en por lo menos 50 países que carecerán de este servicio.

EL CONSOLAPA TIENE MÁS PIEDRAS QUE AGUA; CASI ESTÁ SECO

El río Consolapa se ha secado y desde diferentes partes de la carretera antigua a Coatepec se puede ver sólo un cauce de piedras, mientras que ríos como el Huhueyapan que divide a Xico de Coatepec aún mantienen corriente, al igual que lo hace la cascada de Texolo, que se alimenta del río Coyopolan.

Otro afluente que ha disminuido sus aguas por la época de seca es el río Sedeño, donde claramente se ve un cauce disminuido y hay quienes aseguran que podrían secarse en las próximas semanas.

De acuerdo con la Comisión Nacional del Agua (Conagua), apenas inicia la sequía y se entra a los meses fuertes de calor -abril y mayo- y los ríos que circundan Xalapa ya empezaron a secarse.

El primero que ha sufrido este fenómeno es el río Consolapa, que hasta la altura de La Pitaya aún lleva agua, pero metros adelante el lecho del río luce sólo piedras.

Al caminar por la margen del río Consolapa, se pudo constatar cómo en determinado momento el río llega hasta una poza donde la poca agua que lleva se consume. De ese punto para adelante sólo queda el cauce seco y pedregoso.

No pocas personas desde la carretera antigua a Coatepec (Briones) se sorprenden al ver el río seco y se preguntan qué es lo que pasa y si en este año verdaderamente la seca será prolongada.

Mirna Peralta, vecina del lugar, refirió que apenas ayer el río llevaba agua en la zona de un restaurante de campo, sin embargo, ayer ya no.

Ella y otras personas buscan la poca agua del río Consolapa para lavar su ropa y de esa forma economizan en el gasto de su hogar.

Siguiendo con los ríos de esa zona, se constató que el Huhueyapan, que sirve para dividir los municipios de Coatepec y Xico, aún lleva agua, aunque el caudal se ha visto disminuido.

El río que todavía no ha sufrido los estragos de la seca es el Coyopolan en el municipio de Xico, afluente que goza de buena corriente y, aunque está por debajo de su nivel, se encuentra lejos de quedarse sin agua.

Al recorrer parte de su afluente en el lugar conocido como "Puente Vieja", se pudo constatar que la corriente en la parte baja pasa con una buena cantidad de agua.

De igual forma, la cascada de Texolo luce una caída aceptable, que es admiración de propios y visitantes, como los jóvenes del Instituto Washington del estado de Puebla.

Un río que también se encuentra con muy poca agua y más que agua lleva drenajes es el Sedeño, que poco a poco se va quedando sin agua y en estos momentos apenas un "hilito" se puede ver en su cauce.

Rodrigo Vázquez, vecino de la zona, refiere que en temporada de seca, el Sedeño suele quedarse sin agua y la única que corre por el cauce son las aguas negras que descarga Banderilla a la altura de la carretera federal, corren por todo Xalapa y alimentan al río Actopan.

Refirió que por la experiencia de vivir más de 30 años cerca de ese río, puede decir con certeza que, de continuar los pronósticos de seca como hasta ahora, en un par de semanas y toda vez que río arriba se toma agua de ese afluente, en Banderilla, el río Sedeño se secará.

EN EL NORTE, PEMEX LOS CONTAMINA Y HAY SOBREEXPLOTACIÓN DE GRAVA

Las altas temperaturas originaron el adelantamiento del estiaje y los ríos del norte de Veracruz. Cazones, Tecolutla y Necaxa han comenzado a sufrir los estragos y sus cauces empiezan a descender.

Por esta razón, la Comisión Nacional del Agua advierte sobre un desabasto de agua para los municipios de Poza Rica, Papantla, Coatzintla, Tihuatlán, Cazones y Castillo de Teayo, ante el estiaje que ha comenzado a azotar a la zona norte de la Entidad por el descenso en sus afluentes, pues sin ser temporada de estiaje ya se resienten los estragos del calor y la sequía. La explotación de los bancos de grava tiene mucho que ver con el problema.

Algunos afluentes de Poza Rica y la región están comenzando a secarse, por lo que se prevé que esta temporada de calor sea mas fuerte que en otros años. "Será el peor estiaje", sentenciaron las autoridades

El subdirector de Operación y Mantenimiento de la Comisión de Agua del Estado de Veracruz (CAEV), Margarito Moncada Sosa, dijo que el afluente del río Cazones ha comenzado a secarse por las altas temperaturas que prevalecen desde enero 2011.

La situación es preocupante porque los mantos acuíferos han comenzado a secarse y por la ausencia de lluvias no hay captación, lo que origina una gran preocupación entre campesinos y productores, pues las cosechas se están secando y el hato ganadero corre peligro, expuso.

ESTIAJE MÁS INTENSO

Las autoridades advierten que para este año la temporada de estiaje será más intensa que en el 2010. El nivel del río Cazones de 15 centímetros hace pronosticar que la sequía en Poza Rica será severa. Hasta la fecha personal de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) no ha reportado datos acerca de las condiciones climatológicas que habrá de padecer el norte veracruzano y los niveles de los ríos.

El Cazones es un río que se origina en los manantiales de la sierra madre oriental en el estado de Hidalgo y atraviesa hacia la región montañosa del norte del estado de Puebla, en su recorrido hacia las planicies costeras del Estado de Veracruz para descargar finalmente en las aguas del Golfo de México. Este río provee al sistema de agua potable de Cazones

Sin embargo, la mayor parte de sus aguas están contaminadas pues es utilizado como canal receptor de desechos a su paso por la ciudad y su zona industrial, que se compone básicamente de instalaciones petroleras, entre las que se pueden citar un complejo petroquímico y un complejo procesador de gas, ambos operados por la empresa paraestatal Petróleos Mexicanos.

El tratamiento de las aguas negras que se generan en esta ciudad se encuentra entre los proyectos que tienen prioridad para los gobiernos recientes, lo que podría ayudar a resolver parte del problema, pues la contaminación del agua afecta no únicamente a los seres vivos que habitan en las aguas contaminadas del río Cazones, sino también a organismos que dependen de éstos para su subsistencia.

SIN AGUA DESDE HACE 3 MESES

El subdirector de Operación y Mantenimiento de la Comisión de Agua del Estado de Veracruz (CAEV) dijo que para contrarrestar el desabasto de agua que se está dando en algunas colonias del municipio, sobre todo en 11 de la periferia, la dependencia se prepara con pipas para abastecerlos del vital liquido, en coordinación con las autoridades municipales.

El funcionario señaló que la escasez de agua afectará principalmente hasta 15 colonias ubicadas en partes altas de la ciudad, como El Mirador, la Francisco I. Madero, la Anáhuac, Los Sauces, Jesús Reyes Heroles y Sector Popular, que son los sectores poblacionales que desde hace tres semanas reportaban escasez del líquido, por lo que parte de las estrategias a implementar para esta temporada es la colocación de muros falsos, en la boca-toma, para poder acumular agua y lograr suministrarla a las colonias de la ciudad y se vigila los tandeos para la distribución del líquido, ya que desde hace tres meses el agua comenzó a escasear.

MAYO Y JUNIO, MESES MÁS CRÍTICOS

Moncada Sosa dijo que los meses más críticos por la temporada de estiaje son mayo y junio, y que la sequía se adelantó en comparación al año anterior y a pesar de que para tratar de contrarrestar la problemática se hace la distribución de agua en las colonias más afectadas.

"Si el afluente del río Cazones sigue disminuyendo su nivel, Poza Rica corre el riesgo de quedarse sin agua, porque no hay otra fuente de abastecimiento", ya que desde principios del 2011 ha disminuido hasta 15 centímetros su nivel y ya hay áreas secas dentro del afluente y continúa bajando por los calores intensos que evaporan las aguas, expuso.

El subdirector de Operación y Mantenimiento de CAEV dijo que ante el calor intenso y la falta de lluvias, se prevé que este año el estiaje se presente con mayor intensidad, dado que las lluvias han disminuido y con ello podrían darse los incendios forestales y pastizales. Exhortó a la población a que se mantenga atenta ante cualquier contingencia, pues aunque actualmente no es temporada de estiaje ya se comienzan a resentir los estragos del calor y la sequía.

PIDEN INTERVENCIÓN DE CONAGUA

A la altura del lugar conocido como La Quebradora, en la ampliación de la colonia Morelos, los vecinos se quejan de que el afluente ya no lleva agua y piden ayuda a la Conagua. Señalan que desde la bocatoma de Petróleos Mexicanos, desaparecen como por arte de magia miles de litros de agua del río Cazones que sustrae la empresa, desconociendo el destino del líquido.

Constantino García Zepeta, dirigente de la colonia La Quebradora, dijo que la paraestatal, a través de las turbinas de enfriamiento de las calderas, a diario se da a la tarea de sustraer miles de litros de agua que supuestamente son para el abasto de la población, cuando es todo lo contrario y manifestó: "En esta temporada de calor es cuando más se requiere del suministro de agua y es cuando más los mantos acuíferos enfrentan los problemas y los más afectados son las familias asentadas en las partas altas de la ciudad".

Alertó de los riesgos de que habitantes de Poza Rica pudieran quedarse sin el suministro de agua por el saqueo que hace Pemex. Es necesario que los funcionarios de la Conagua y de la Profepa investiguen el caso.

Lamentó que de Conagua conozcan el expediente y no actúen y permitan el saqueo de los recursos naturales del río Cazones, a pesar de que los habitantes de Poza Rica podrían quedarse sin el suministro de agua por culpa de Petróleos Mexicanos.

Referente al comportamiento de algunos ríos en la época de estiaje, la Conagua advierte que el nivel del río Cazones, a la altura de Poza Rica, muestra el mayor descenso con 1.14 metros, por abajo de su media de los últimos nueve años para abril.

La dependencia informa que la temporada de estiaje en la Entidad se presenta de diciembre a la primera quincena de mayo, condición que se refleja en la disminución de los niveles de los ríos, misma que no sólo depende de la ausencia de precipitación, sino también del incremento de la evaporación del agua.

En el organismo de la Cuenca Golfo Centro se monitorea diariamente el nivel de los ríos principales que recorren el Estado de Veracruz y que desembocan en el Golfo de México. Establece que generalmente los ríos con mayor vulnerabilidad a este temporal y que se encuentran dentro de la jurisdicción de este organismo son los ríos Cazones, Actopan, Jamapa, Cotaxtla y La Antigua. En cuanto al gasto para este río, se tiene una disminución de 2.0 metros cúbicos por segundo en comparación a su media de 8.8 metros cúbicos por segundo para el mismo periodo en marzo y aún falta mes y medio de esta temporada de estiaje

SAQUEO DE GRAVA

Otro problema que enfrenta el río Cazones lo originan las compañías que le trabajan a Petróleos Mexicanos, que aparte de sustraer la riqueza del subsuelo, realizan saqueo de grava en las márgenes de ese cuerpo de agua, lo que representa un atentado más en contra del entorno ecológico, según la denuncia hecha por el dirigente municipal del Movimiento Territorial, Benjamín Reyes Hidalgo.

Habitantes de las comunidades del municipio de Coatzintla se encuentran molestos con Petróleos Mexicanos y se organizan para encarar a la paraestatal, pues dicen estar conscientes de que están extrayendo la riqueza del subsuelo a través del petróleo, sin embargo ellos, como habitantes de las comunidades, siguen sumidos en la pobreza, en la marginación y con un ambiente bastante dañado, desde las aguas del río hasta el aire que respiran.

Señalan que a través de pesadas unidades están sacando ese material, y consideran que las autoridades de Coatzintla y de Tihuatlán deben tomar acuerdos para evitar el saqueo del material que todos los días están sacando en ambas márgenes del afluente. Denuncian que están comercializando la grava y dejando descubiertos los mantos freáticos, lo que tendrá repercusiones negativas a plazo inmediato, lo que perjudicará a esos municipios, incluyendo a Poza Rica y urgieron a frenar esa situación a tiempo.

DRAGAN EL RÍO CAZONES

La Comisión Nacional del Agua dio a conocer que con una inversión aproximada de 6 mil 200 millones de pesos se dragarán los ríos de las ocho cuencas del Estado en este 2011, entre ellos el Cazones, según el director regional de la Conagua, Víctor Manuel Esparza Pérez. El objetivo es evitar afectaciones durante la temporada de lluvias como parte del Programa de Prevención contra Inundaciones.

RÍO TECOLUTLA, EN DESCENSO

En cuanto al Totonacapan, la situación es igual de crítica, pues el nivel de los ríos Jajapan y Necaxa, que provienen de la parte alta de la sierra y que desembocan en el río Tecolutla también ha disminuido y ya comienzan a padecerse los estragos.

Personal de la CAEV en Papantla señala que el descenso del nivel del río Tecolutla origina fallas en el suministro de agua a la población, pues el sistema de bombeo ya quedó fuera de ese cuerpo de agua, que es un río del litoral oriental en México y que posee sus nacientes en la zona noroccidental del Estado de Veracruz. El río recorre el sector central de la Entidad por la zona de la Huasteca.

En tanto que el Necaxa, que desemboca en el río Tecolutla, es uno de los principales ríos del estado de Puebla. Nace al sur de Huauhchinango con el nombre de Totolapa, que corre en medio de abruptas montañas y se precipita despeñándose hasta el fondo de los barrancos, formando las cascadas llamadas Salto Chico y Salto Grande. Su agua se emplea principalmente para la generación de energía eléctrica. Se extiende hacia el Estado de Veracruz. Alrededor de 1890 se realizaron obras de construcción para hacer un sistema hidroeléctrico debido a la geografía del lugar y se construyó la presa Necaxa. Ésta y las presas El Tejocotal, Los Reyes, Nexapa y Tenango forman el sistema hidroeléctrico Necaxa.

Este conjunto de presas almacena 172 millones de litros cúbicos para generar energía eléctrica para los estados de Puebla, Tlaxcala, Hidalgo, Morelos, Estado de México y el Distrito Federal, además de muchas poblaciones que se encuentran en el centro del país.

La presa Necaxa se ubica dentro del municipio de Juan Galindo y de ella prosigue el río Tepexic, que corre de oeste a este y constituye uno de los afluentes del Necaxa. A través de un túnel se une al río de Patla, bañando en su recorrido por el estado de Puebla varios municipios de la Sierra Norte como Patla y Chicontla. Al ingresar a territorio veracruzano atraviesa los municipios de Cuauhitlán, Coyutla, Espinal y llega a Papantla, en donde se une con el río Tecolutla, pasando por Gutiérrez Zamora y finalmente llega al municipio de Tecolutla, desembocando en el Golfo de México.

LAS CAUSAS

La explotación de los bancos de grava existentes sobre los márgenes del río Tecolutla, a través de los permisos que otorga la Conagua, a particulares así como a compañías que le trabajan a la paraestatal Petróleos Mexicanos está ocasionando daños, pues han provocado el desvío de su cauce e inundaciones en tiempos de lluvias.

EN PUERTA, CIERRE DE BANCOS DE GRAVA

Cansados de ser ignorados, ejidatarios de las comunidades de Arenal, Ojite de Matamoros y Sabanas de Xalostoc, pertenecientes a este municipio, desde hace meses lanzaron la advertencia de que cerrarán el acceso al banco de grava, pues los encargados de las compañías Calco y Rebeca, insisten en continuar explotando los bancos para el aprovechamiento de material pétreo, amparados en permisos otorgados por la Conagua.

Esa situación llevó a los habitantes de tres comunidades pertenecientes al municipio de Coxquihui a plantarse en la entrada al banco de grava para exigirle a las compañías que están extrayendo material pétreo que mostraran sus permisos otorgados por la Conagua y para saber el tiempo que explotarían los bancos de grava, advirtiendo con negarles por completo el acceso a los camiones de esas y otras compañías, así como de particulares, que están sacando grava para ambas compañías, del río que pasa cerca de estas comunidades.

Lo anterior, dijeron, por la desidia de las empresas y ante el saqueo del que es víctima el manto acuífero, ya que durante temporadas de lluvias se corre el riesgo permanente de inundaciones, pues se trata de un río de respuesta inmediata, que proviene de las partes altas de la Sierra y se une con otros ríos más, situaciones que ya se han vivido en ocasiones anteriores con el exceso de lluvias, como las inundaciones de los días 5, 6 y 7 de octubre de 1999.

TIHUATECOS PIDEN FRENAR SAQUEO DE GRAVA

Lo mismo ocurre con ejidatarios de la comunidad Zacate Colorado, perteneciente al municipio de Tihuatlán, quienes piden a las autoridades que regularicen el saqueo de grava inmoderado de esta comunidad, ya que la persona que se encuentra saqueando la grava del río Cazones dice tener una concesión que le permite realizar estas acciones y los ejidatarios piden que se detenga, ya que la parte que están excavando provoca que cuando haya crecientes, el río se desvíe y afecte a los pobladores.

http://www.oem.com.mx/diariodexalapa/notas/n2039676.htm

Leave a reply