Xalapa, sin agua por deforestación

Xalapa, sin agua por deforestación

El hecho de que Xalapa –la ciudad que se asentó sobre cuatro ríos– haya perdido el 40% de agua de fuentes naturales se debe, además de su crecimiento, a la deforestación, principalmente en el Cofre de Perote. El cronista de la ciudad, José Zaiden Domínguez, lamentó la pérdida de diferentes especies de árboles y vegetación que por igual son factor de que esta urbe se vaya quedando sin agua Xalapa – 2011-07-30 13:18:01 – Héctor Morales / AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO  

El hecho de que Xalapa –la ciudad que se asentó sobre cuatro ríos– haya perdido el 40% de agua de fuentes naturales se debe, además de su crecimiento, a la deforestación, principalmente en el Cofre de Perote. El cronista de la ciudad, José Zaiden Domínguez, lamentó la pérdida de diferentes especies de árboles y vegetación que por igual son factor de que esta urbe se vaya quedando sin agua.

Recientemente, la alcaldesa Elizabeth Morales García dio a conocer que a pesar de haberse reparado la tubería que suministra del líquido a la ciudad, continuarán los tandeos en las colonias de esta ciudad, pues a diferencia de hace 30 años, el liquido se ha extinto en un 40%.

De acuerdo al cronista, además de los motivos del crecimiento poblacional y el cambio climático que argumentó la presidenta municipal, se debe tomar en cuenta la deforestación que ha aumentado a sabiendas de las autoridades en los últimos años.

Precisó que tan solo en el valle del Cofre de Perote, que es de donde escurre el agua hacia los mantos acuíferos de la región, existen 14 aserraderos que de manera furtiva arrasan con la vegetación y que son operados por grupos clandestinos.

“Se están acabando los mantos freáticos, ya no hay agua, los ríos tienen 40% menos de agua que hace 10 y 20 años. Sin el agua desaparecen pueblos. Si se secan las fuentes de agua, Xalapa desaparece. Ninguna ciudad o pueblo puede existir sin agua”, advirtió enfatizando en que no sólo se debe alertar y tomar medidas momentáneas, como la siembra de árboles que reciente mente ha promovido este ayuntamiento.

“Mientras no se detenga la tala, cualquier medida que se ponga es demagógica, ¿de qué sirve que lleves a 20 niños de un kínder o una primaria a sembrar 20 arbolitos?, ¿de qué te sirve de eso, si todos los días se están derribando árboles?”.

Además de esta capital, el municipio circunvecino de Banderilla padeció por casi tres meses una escasez histórica de agua, durante la temporada de altas temperaturas y previo a las intensas lluvias que han ocasionado severas afectaciones en ambos municipios.

“Si con esas llamadas de atención, no reaccionamos, será muy tarde cuando se quiera reaccionar y todo por atender los intereses de bandas criminales”.

Comentó que los cronistas de principios del siglo XX describían a Xalapa “con una fauna y flora extraordinaria, venían de México a hacer casería. Hasta principios del siglo XIX. Eran unos bosques tan densos que no penetraba la luz del sol, había una llovizna que se le llamaba chipi chipi”.

El clima templado y húmedo de esta capital era precisamente por la densidad y variedad de vegetación; sin embargo, en la actualidad se pierde el clima templado que año con año se vuelve más extremoso y se extraña a la casi extinta brisa llamada “chipi-chipi”. “En Veracruz había el vómito negro, pero Xalapa siempre fue muy saludable, el puerto era muy insalubre y Xalapa siempre fue agradable por el clima.

Añadió que al menos en los últimos cien años se han extinto diferentes especies de árboles como los tubérculos conocidos como “purga” que eran muy apreciados en Europa pues como remedio “servían para todo”. Otra especie son los árboles conocidos como naranjos “que perfumaban a la ciudad” y los jinicuiles, además de otros de grandes dimensiones como los ahuehuetes.

“Todo el tiempo a Xalapa se le conoció como la Ciudad de las Flores porque había casa con flores en los balcones. Xalapa era un jardín y un vergel… y con abundancia de agua.

Lo anterior es muestra de la pérdida en cadena de los ecosistemas, pues refirió que en esa época existieron en esta ciudad 17 pozos de agua, de los cuales, los principales se ubicaban en lo que ahora se conoce como el centro histórico: En la Catedral metropolitana, Palacio de Gobierno y el parque Juárez, conservándose hasta ahora dos pozos en el barrio de Xallitic.

José Zaiden Domínguez lamentó que con toda la riqueza natural que posee esta ciudad se anuncie la extinción del agua y se advierta de que cada vez será más racionada, pero dijo es un llamado para las autoridades, pues son los gobiernos pasados los responsables de esta situación: “Los cuatro barrios estaban cada uno sobre un río, a esos ríos los entubaron y los volvieron aguas negras. Todo lo que le daba vida a Xalapa está desapareciendo, lo único que queda es la toma de agua en Xallitic que viene directamente del Cofre de Perote y que surte de agua a los lavaderos. Si las autoridades no toman en cuenta esto, Xalapa va a desaparecer”.

Leave a reply